website statistics
BLOG: Alfa
Actores afectados por sus personajes

Algunos actores se comprometen tanto con su personaje que pueden resultar traumatizados posteriormente, ya sea por experiencias en el set de grabación, preparación física excesiva o pérdida de personalidad. Existen casos en los cuales los actores no logran desprenderse del personaje y adoptan ciertas conductas en su vida personal.

Te presentamos algunos casos de actores afectados por sus personajes:

Heath Ledger: Su vida quedó marcada por su interpretación del Guasón. Para este personaje, Ledger dormía un promedio de 2 horas por noche, se encerró en un hotel durante un mes sin salir del cuarto y escribió un diario como si fueran las vivencias personales del Guasón. Algunos dicen que terminando la grabación, no podía dejar de tener conductas y “tics” del personaje, además de tener problemas de ansiedad.

 

Anne Hathaway:

Para su actuación en Los Miserables, su dieta consistía únicamente en pasta de avena durante semanas. Los días durante el rodaje eran muy pesados y largos lo que la llevó a un agotamiento mental y físico.

 

Christian Bale:

El actor perdió casi 30 kilos para su personaje en El Maquinista. Su dieta consistía de sólo una manzana y una lata de atún al día.

 

Jared Leto:

Durante el rodaje de Escuadrón Suicida, donde Leto interpretó al Guasón, él hizo regalos atípicos a sus compañeros. Mandó en una caja una rata viva, condones usados, entre otros. Además, dicen que Leto no convivía con los otros actores y prefería aislarse en su camerino para profundizar en su personaje y sólo salía cuando tenía que grabar alguna escena.

 

Janeth Leigh:

Interpretó a Marion en la famosa escena de la ducha en Psicosis, una de las escenas más icónicas del cine. Ella dice que ese momento se sintió tan real que sentía la sensación del cuchillo en su piel. Después de eso, no podía bañarse tranquilamente pues tenía que asegurarse que la puerta estuviera cerrada con seguro y siempre veía que nadie si quiera intentara entrara.

Adrien Brody:

Adrien dio vida a un pianista que lo perdió todo durante la Segunda Guerra Mundial. Brody practicaba piano por 4 horas al día, renunció a su apartamento, vendió su coche, desconectó su teléfono y se trasladó a Europa. Perdió más de 13 kilos en menos de 2 meses.

Shelley Duvall:

Una de las cintas de terror más aclamadas es El Resplandor de Stanley Kubrick. Para lograr esas actuaciones, Kubrick sometió a sus actores a gran estrés y situaciones que los llevaban al límite. En el caso de Duvall, tuvo que pasar 12 horas al día gritando para practicar su papel. La actriz describió el proceso de grabación como algo insoportable por el estrés que le generaba.

Patrick Wilson:

Dio vida a un demonólogo para la película Expediente Warren: El caso Enfield. Su personaje lo marcó al grado que cuando terminó la grabación Wilson se obsesionó con la idea de que su propia casa estaba embrujada.

Lo más popular de Alfa...